El presidente del Grupo PuntaCana expresa su sentir por el sector en el país

Rainieri: “El turismo dominicano necesita una política de Estado”

En necesaria una política de desarrollo turístico

El esfuerzo por su desarrollo queda corto ante la competencia

Temas relacionados: , , , ,


27 agosto, 2013 Por Javier Noguera Deja un comentario

La semana pasada el presidente mexicano Enrique Peña Nieto anunció una inversión en el sector turístico de unos 8 mil 600 millones de dólares, cifra que supera las expectativas creadas al respecto. En ese sentido la secretaria de turismos de México, Claudia Ruiz Massieu, aseguró que con el anuncio de esta inversión, el turismo se consolida como un componente importante del gran eje de políticas económicas y sociales que el Gobierno de la República ha impulsado para detonar el crecimiento.

Este anuncio produjo reacciones en el sector hotelero dominicano y ante el reenvío de la noticia por el consultor Juan Llado, el empresario Frank Ranieri, presidente del grupo PuntaCana escribió un análisis que fue recibido directamente por este digital y el cual reproducimos a continuación.

México a pesar de haber sido un gran productor de petróleo, agrícola, de minerales, de las remesas, y más recientemente industrial y agro industrial; desde los años 50 ha tenido una política de estado de desarrollo turístico que ha mantenido sobre todas las cosas.

Los resultados han estado ahí, hasta antes de la crisis de México, el turismo siempre estuvo entre los dos primeros lugares como sector generador de divisas; gran fuente de desarrollo para áreas que no se habían incorporado al desarrollo (Cancún, Puerto Vallarta, etc.)

El turismo mexicano es gran consumidor de sus productos agrícolas y agro-industriales, de su artesanía, la cual es una de las más ricas todavía hoy, además es un enorme generador de trabajos formales y mejor renumerados que el promedio nacional.

Rainieri plantea además la siguiente pregunta: Luego de más de 40 años hablando de Turismo, ¿Cuándo tendremos en la Republica Dominicana una política de Estado de Desarrollo Turístico?

Mientras tanto amigo Juan, (Jua Llado) seguiremos “tapando parches”, con leyes, decretos y arbitrios contradictorios, con planes de infraestructuras que en su mayoría no obedecen a un plan de desarrollo turístico, con presupuestos para el Ministerio de Turismo que son cambiantes, que no permiten llevar a cabo programas de largo plazo, en una industria que no puede basarse en el sentir de un gobierno, o de cuatro años o de ocho años.

Rainieri resalta que hay cosas positivas con todo y eso, ya por lo menos está en la agenda de todos los partidos, aunque muchos sin comprenderlo.  Ya los economistas nuestros no hablan de la “fragilidad del turismo” del que tanto hablaron, y que son las mismas que la de cualquier otro sector; ya todas las provincias del país quieren que el desarrollo Turístico les llegue; ya hasta el Banco Central está en disposición de revisar sus números con relación al Turismo, sus ingresos, su impacto en el PBI; y hasta la DGII está comenzando a incluir en los aportes del sector turístico, renglones que a pesar de ser totalmente del sector, ni el Banco Central ni la DGII lo incluían, y ya, hasta los sectores tradicionales de nuestros país están invirtiendo en áreas del Turismo y más importante, viéndolo como aliados, el mejor ejemplo hoy día es el sector agrícola.

Continua el escrito del presidente del Grupo PuntaCana: “Por eso amigo Juan, mientras no tengamos una política de desarrollo turístico a 10, 15 o 20 años; donde TODOS los sectores estén obligados a acatarla, y por eso hablo de una POLITICA DE ESTADO, seguiremos caminando unos años mejor otros peor, en ocasiones a buen ritmo otras veces a paso lento, dejando pasar oportunidades por múltiples razones, que van desde presupuesto de promoción hasta falta de mas habitaciones como ocurre en este momento.

Con un Norte de África con enormes problemas sociales y países como Egypto que llegaron a recibir 14 millones de turistas, Tunesia, etc.  España, solo en tres meses ha recibido 762,000 turistas que iban para Egypto, y a pesar de estar económicamente destrozada, la industria turística creció en los primeros 6 meses del año en un 3.2%, sobre casi 20,000.000 de turistas que recibieron el año pasado en esos meses.

Rainieri concluye expresando en su reflexión; ‘Bueno amigo Juan, creo que después de 43 años en esto, tenía el derecho de opinar, no porque necesite más de lo que ya Dios me ha dado, que NUNCA pensé lograr, sino porque me rompe el corazón ver las grandes posibilidades de resolver muchos de los problemas de nuestro país con un importante crecimiento turístico y el que aun hoy, 40 años después de promulgada una mal llamada ley de incentivos, que yo llamo de competitividad, tenemos que ver que nuestro esfuerzo se queda corto ante nuestra competencia”.


Comentarios

Noticias relacionadas