La Romana

“Son vientos que no tumban cocos”

Temas relacionados: , , , , ,


15 julio, 2019 Por Andreina Germán Deja un comentario

Para nadie es un secreto que el turismo de República Dominicana ha estado en la palestra pública internacional por un bombardeo de informaciones sacadas de contexto de parte de medios de comunicación y redes sociales tras referirse al fallecimiento de varios nacionales norteamericanos en hoteles del país.

Sin embargo esas publicaciones “Son vientos que no tumban cocos”, pues el sector marcha con normalidad esperando los resultados finales de las investigaciones pertinentes de cada caso.

Es tal el afianzamiento del turismo que cadenas hoteleras internacionales mantienen su apuesta por el destino. Esto queda demostrado con la recién puesta en marcha de construcción del Pure Salt Orchidarium,  propiedad que operará bajo el concepto Adults Friendly y que pertenece a la casa matriz española Mac Hotels.

El establecimiento de hospedaje contará con 350 habitaciones en Uvero Alto. El proyecto del grupo familiar Amengual prevé estará listo aproximadamente en 15 meses, lo que se considera una rápida puesta en valor de un hotel de lujo en el Este.

A esto se suma la apertura oficial del Lopesan Costa Bávaro Resort, donde el Grupo Lopesan no detiene su inversión y  ya proyecta la segunda fase del proyecto hotelero que se tiene previsto  ser inaugurado en 2021 con una inversión de 224 millones de dólares y completará las 2,500 habitaciones.

Adicional a los dos proyectos el Consejo de Fomento Turístico (Confotur), aprobó ocho (8) proyectos de desarrollo turístico, en Clasificación “Definitiva”, con una inversión total del 467.5 millones de dólares, que aportaran 2,212 nuevas habitaciones al país.

Tal vez dirán: “Muchos proyectos y la ocupación, para cuándo?” porque algunos tienen el temor que la misma baje en consecuencia del “daño” que tal vez haya causado la campaña mediática negativa.  A ustedes vuelvo y le repito: “Son vientos que no tumban cocos”.

Las estadísticas hablan por sí sola; están ahí. Las especulaciones van y vienen. De todo esto el turismo dominicano saldrá airoso y más fuerte. Porque la verdad puede más que todo.


Comentarios

Noticias relacionadas